Zárate Balado 2018

Zárate Balado proviene del  Pago del mismo nombre. El Balado son dos pequeñas parcelas de cepas de la variedad Albariño en Sisán-Ribadumia. Este Pago fue replantado en el año 1950 con cepas de pié franco. El Pago tiene orientación sur con un suelo poco profundo y pobre en materia orgánica. “Balo” en gallego significa muro, es el equivalente a un “clos”, la parcela se encuentra cercada por un muro de granito.

La vendimia es manual y en la parcela se realiza una selección de uva. Las uvas se despalillan y se someten a un prensado largo y suave obteniendo un rendimiento en mosto bajo. Después de un ligero desfangado, fermenta espontáneamente en un depósito de acero y permanece sobre lías gruesas durante 3 meses. A continuación, se trasiega y permanece en frío sobre las lías finas durante 6 meses. No se realiza batonnage ni fermentación maloláctica. El trabajo con las lías gruesas confiere al vino una amplitud en boca, es un vino muy graso y amplio. El trabajo con las lías finas permite al vino tener mayor complejidad en nariz, y expresa los aromas mucho más intensamente.

Zárate Balado es sin duda un ejemplo de los mejores vinos de Salnés. Un vino blanco de guarda que debido a su alta acidez evolucionará favorablemente en los próximos 5-10 años.

Zárate Balado se embotello en Abril 2019 con una producción de 6090 botellas

22,25 €

  • 1,5 kg
  • solamente cantidad limitada existente
  • Tiempo de envío 1 - 3 días1